sábado, 21 de noviembre de 2015

Me declaro “antinormal”

Cuando expresamos deseos, o incluso afirmaciones, tipo: "una vida normal, un trabajo normal, una relación normal, encontrar a un hombre normal, ser normal..." ¿qué queremos decir concretamente? ¿qué significa para ti la normalidad?normalidad 
Cuando escucho este tipo de frases, y en muchos casos, lo he comprobado, lo que me resuena es a reglas establecidas, no salirse de los cánones, una vida plana. Me suena a algo aburrido, corriente, común, ordinario, no correr riesgos, no ir a la aventura, es decir no ser auténtico. ¿Quieres una vida así?

A veces, esta normalidad va unida a un temor a salirse de lo establecido, por miedos a mostrarse como uno es, puede ser para pasar desapercibidos por miedo a que no te acepten.

¿Y quieres una vida así?

Me encanta la frase de Morticia Addams que dice que “la normalidad es una ilusión, lo que es normal para una araña es mortal para una mosca”. Lo que es normal para ti, no tiene que serlo para mí, y al contrario; lo que otros creen que es normal o anormal, a ti te puede destruir; y lo que ti te parece normal puede destruir a otros, si intentamos imponer nuestra normalidad.

A veces nos da miedo salirnos de lo normal, de las reglas establecidas por nuestro entorno, la sociedad, la televisión, nuestros “amigos”, nuestro circulo de influencia. Pensamos que si nos mostramos como somos o sentimos, nos sentiremos fuera de lo normal, y en un sentido no muy positivo. Y sé por experiencia propia de lo que hablo.

La Real Academia de la Lengua Española define normalidad, referida a una cosa, como aquella “que se halla en su estado natural”.

¿Es normal ser un poco afeminado o no serlo, tener pluma o no tenerla? ¿Es normal ser gay o no serlo? ¿Es normal salir por el ambiente o no? ¿Es normal tener que ir vestido a la última para que se fijen en ti o no? ¿Es normal depilarse o dejarse crecer el pelo? ¿Es normal machacarse en el 'gym' para marcar músculo o no? ¿Llevar barba o no? ¿El pelo así o 'asao'?

La Real Academia de la Lengua Española define normalidad, referida a una cosa, como aquella “que se halla en su estado natural”. Y trasladando esto a las personas, normal debería ser, no lo que marque el resto del mundo, sino lo que a ti te haga vivir en tu estado natural, lo que a ti te haga ser, hacer, sentir y vivir como tu quieres y te haga feliz, y punto pelota.

amor gayCuando somos nosotros los que fijamos lo que es normal, subimos de normales a “extraordinarios o inusuales”, porque nos atrevemos a romper reglas, nos ponemos el mundo por montera, y creamos las nuestras, aquellas que nos hacen ser una persona natural, y ¡qué bien sienta vivir así!

Te quiero pedir un favor, deja de vivir o desear una “normalidad”, por caer bien, entrar a formar parte de un círculo concreto, por miedo a que no te quieran, porque te aseguro que no va a ser más feliz, y si lo estás haciendo ya, convencido que no lo eres. ¿Quieres una vida así? Yo la llevé y no quiero volver a ella, me declaré rebelde de la normalidad de otros, y cree la mía propia.
Fuente: Cascaramarga.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario