jueves, 1 de enero de 2015

¿Abrimos la relación? Hagamos que funcione

¿Existen las relaciones abiertas o es un mito más sobre las parejas homosexuales? En mi último estudio realizado en el que evaluaba variables relacionales de parejas homosexuales, en el que han participado 1475 hombres gays residentes en España, el 22 % (312) indicaban estar en una relación abierta en el momento de realizar el estudio, lo que habla del cambio que se está produciendo en la forma de vivir las relaciones en pareja y que no estamos hablando de un mito sino de una realidad.
“Mi pareja y yo hemos estado en una relación cerrada hasta ahora y queremos abrirla, pero estamos preocupados porque no sabemos cómo afectará a la relación”. Esa es una de las frases que más escucho en consulta en terapia con parejas homosexuales.
Antes de venir a terapia con esta problemática algunas parejas suelen haber preguntado a amigos o haber leído experiencias por internet, y las opiniones que encuentran son muy variadas y no suelen aclarar mucho su decisión: “Si la abres será el final de la relación”, “¡Ah! ¿No la habéis abierto todavía?”, “Pero si no existen parejas monógamas homosexuales”, o “Si quieres tener sexo con otros es que ya no lo quieres, lo mejor es que dejes la relación”.
Aun cuando todas son opiniones respetables la realidad es que ya existen investigaciones que confirman que ambos tipos de relaciones pueden funcionar, lo que define el éxito en una relación de pareja no es la exclusividad sexual sino la honestidad, la sinceridad y el respeto mutuo entre otras variables.
Teniendo en cuenta este nuevo estilo de relación que existe voy a intentar ayudaros en como tomar esta decisión o si ya estáis en una relación abierta como hacer que funcione.
  • pareja abierta¿Los dos queremos una relación abierta?
Lo importante es que ambos queráis este tipo de relación. Si aceptas la propuesta de abrir la relación para que tu pareja no te abandone lo más probable es que acabe por destruir la relación. Esto no quiere decir que tengas que estar seguro, puede que simplemente aceptes probarlo. Recuerda que entrar en una relación abierta sin estar de acuerdo llevará a un aumento de celos, envidia, inseguridad, sentimientos de quedar excluido, miedo al abandono y frustración todo lo que hará que la relación se destruya. El objetivo de abrir la relación es aumentar la satisfacción individual y de pareja y no la erosión de la relación.
  • Hemos decidido que queremos una relación de pareja abierta. ¿Qué significa tener una relación abierta para vosotros?
El concepto relación abierta es algo muy abstracto por lo que para cada miembro de la pareja puede ser algo diferente, así que el objetivo es que quede lo más claro posible y se decida que se puede y no se puede hacer gracias a estas 15 preguntas que os sugiero:
    1. ¿Se hablará con la pareja que se ha tenido un encuentro o se mantendrá en secreto cuando suceda? Para no encontrarnos con interrogatorios innecesarios o con mentiras que solo llevan a la desconfianza.
    2. ¿Se puede repetir con una persona más de una vez? El repetir puede implicar llegar a tener una implicación emocional con esa persona, pero al mismo tiempo puede ser una buena forma de no tener múltiples parejas sexuales, como siempre esta respuesta solo la tiene la propia pareja.
    3. ¿Hay días en los que no se puede quedar? ¿Fines de semana? ¿Días de la pareja?, ¿Horas determinadas? En terapia suelo recomendar que un día de la semana sea “día de la pareja” en el que hacen algo juntos y solo ellos sin la presencia de nadie más. Algunas parejas ya tienen ese día seleccionado de forma natural sin el consejo de un psicólogo, tal vez ese día no sea el mejor para tener un encuentro fuera de la relación y debería seguir como vuestro día especial.
    4. ¿Se pueden compartir otras actividades con los compañeros sexuales (cines, cenas etc…) o solo serán encuentros sexuales? Esta es una piedra angular del nuevo estilo de relación y debe quedar muy claro porque suele crear muchos problemas sino se define bien.
    5. ¿Se pueden traer a casa o no? ¿Se puede traer a casa pero no tener sexo en el dormitorio, en la cama común de la pareja? Hay parejas para las que la cama que comparten es un símbolo de intimidad, solo compartido con la pareja. Aunque se abra la relación esto no quiere decir que no pueda seguir habiendo elementos que solo compartas con tu pareja.
    6. ¿Es la relación abierta en todo momento? ¿Solo lo es si la pareja se encuentra separada durante algún viaje? Habrá parejas que decidan tener una relación abierta solo durante el tiempo en el que uno de los miembros se encuentra fuera, por trabajo, por vacaciones, o porque no vivan en la misma ciudad o país y otras que tenga una relación abierta los 365 días del año.
    7. ¿Presentaremos estos compañeros sexuales a nuestra pareja? Si se ha acordado que se puede repetir con el compañero sexual más de una vez y que se pueden compartir más actividades que solo sexo, decidid si queréis o no presentar a estos compañeros sexuales a vuestra pareja.
    8. ¿Significa que ya no habrá sexo entre los miembros de la pareja? Hay parejas que dejan de tener relaciones sexuales entre ellos una vez que abren la relación. Es importante que este punto quede claro, si se continúa teniendo relaciones sexuales dentro de la pareja es importante que los encuentros sexuales fuera de la relación no interfieran en la vida sexual de la pareja.
    9. ¿Se hablará con los compañeros sexuales de que se tiene pareja? Una forma de hacerle ver a los compañeros sexuales que solo es un encuentro sexual es decirle que se tiene pareja desde el principio incluso antes de quedar, eso hará que también sea claro para el compañero sexual ocasional para que sus expectativas queden claras.
    10. ¿Se comentará a los amigos que son una pareja abierta? ¿ Se quedará en la privacidad de la pareja? Esta pregunta suele crear desacuerdos entre los miembros de la pareja decidas lo que decidas recuerda la intimidad de tu pareja es algo que solo es necesario que conozca tu pareja y tú.
    11. ¿Qué hacer si se desarrollan vínculos emocionales con alguna de las personas con las que se tengan relaciones sexuales? Unas parejas decidirán continuar y otras elegirán no continuar viendo al compañero sexual, para que no desestabilice la relación de pareja.
    12. ¿Hay personas con las que no se puede tener relaciones? Tal vez haya determinados amigos, con los que no se puede tener relaciones sexuales.
    13. ¿Seguiremos manteniendo relaciones sin protección? En relaciones de larga duración y a veces de corta, muchas han dejado de utilizar preservativos por lo que una vez que se abre la relación es conveniente plantearse si continuar con esa decisión. Evidentemente el protegerse en estas relaciones ocasionales fuera de la relaciones no es una pregunta a reflexionar sino que es un deber por respeto a tu salud y sobre todo a la de tu pareja.
    14. ¿Hay prácticas sexuales que no se permiten fuera de la relación? Algunas parejas deciden que determinadas prácticas como la penetración, los besos o el sexo oral por citar algunas no pueden ser realizados con los compañeros sexuales ocasionales.
    15. ¿Se pude realizar una búsqueda activa de compañeros sexuales? Algunas parejas deciden no tener perfiles en páginas, ni aplicaciones de contactos, solo se admiten encuentros ocasionales “no buscados”. Esta parte es compleja de definir y requiere que lo habléis con tranquilidad.
Responded a estas preguntas por separado, reflexionarlas y después poned en común lo que habéis escrito y debatirlo para llegar a una conclusión. Hacerlo por separado es una forma de no dejaros influir por la opinión del otro. Destaco que son todo preguntas a reflexionar, las respuestas o indicaciones después de cada pregunta no son más que ejemplos de decisiones de parejas que yo he visto en consulta, pero cada pareja debe encontrar sus propias respuestas y situar sus propias fronteras y reglas dentro de este nuevo estilo de relación. Seguro que a esas preguntas hay otras muchas que vosotros podéis añadir. La decisión correcta será la que tú elijas con tu pareja.
  • Elaboración de un contrato
Una vez hayáis contestado a cada una de las preguntas tendréis información suficiente para poder escribir un contrato en el que se incluyan las reglas de este nuevo estilo de relación. Un contrato antes de comenzar con la relación abierta en la que se incluyan reglas, límites o fronteras que no deben cruzarse.
contrato pareja abiertaEjemplo de un posible contrato (ficticio)
Aunque el contrato mostrado indica la revisión cada dos semanas, el tiempo en el que se revisaría dependerá de cada pareja, de hecho es importante que si algún miembro de la pareja no se siente cómodo que lo hable lo antes posible para realizar los cambios necesarios. Es una experiencia novedosa, el contrato firmado es modificable, la experiencia es la que dirá si hay reglas nuevas que añadir, modificar o eliminar.

Una relación abierta no es sinónimo de fracaso ni de éxito es una opción más que solo deben decidir los componentes de la pareja. Decidáis lo que decidáis recordad que sois vosotros los que ponéis las reglas elegid las que os hagan más felices. Hay parejas que una vez abiertas deciden cerrarlas no olvides que vosotros decidís abrirla así que también podéis decidir cerrarla de nuevo. Comunicación, comunicación y más comunicación son los pilares fundamentales para que una relación funcione.
Fuente: cascaraamarga.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario