martes, 15 de octubre de 2013

Países musulmanes que ofrecen turismo gay en forma de guetos

Países musulmanes que ofrecen turismo gay en forma de guetos 

Como es bien sabido por todos, ser gay y vivir en un país árabe que se rige por la ley islámica es complicado y a veces imposible. Pero la cosa cambia cuando se trata de turistas, todo ello forma parte de la hipocresía de la sociedad árabe en general y particularmente de los que les gobiernan.

Los turistas gays, por regla general, tienen un gran poder adquisitivo y es un nicho de mercado que nadie desperdicia. Lo mismo pasa en esos países, son conscientes del gran aporte económico de este tipo de turismo pero prefiere mantenerlo de forma oculta, llegan a un tipo de pacto el gobierno con las autoridades para no castigar a los turistas gays e intentar hacerles las cosas bastante más fáciles para que repitan. 

Esta es la razón por la cual desde Ragap queremos acercaros los cuatro destinos musulmanes a los cuales nuestros lectores gays pueden viajar con "cierta" tranquilidad.

Indonesia
Aun que no es islámico, la República de Indonesia es la nación con más musulmanes del mundo y casi el 90% de su población es musulmana. Por eso, para el turismo gay es difícil viajar a Indonesia y vivir abiertamente su sexualidad ya que es un país con muchos tabúes. 

En cambio, en Bali, nos encontramos con el Hotel Spartacvus que es un hotel nudista y 100% gay. En este caso se ve claramente como por cuestiones claramente económicas, indonesia se baja los pantalones y habilita una zona especial para el colectivo LGTB.

Túnez

Una de las zonas más abiertas, no sólo a los turistas homosexuales, sino a todo tipo de turistas es Hammamet. Allí puedes pasear tranquilamente con tu pareja que sabiendo que sois turistas no tiene porque pasar nada, siempre dentro de cierta normalidad. 

Desgraciadamente, Túnez hoy en día está bajo mandato islamista y se ha convertido en un país poco abierto para este tipo de turistas.

Turquía
Turquía también es un país mayoritariamente musulmán.

Pero como parte de esta doble moral de la que siempre hacemos referencia, son conscientes que el colectivo LGTB es un buen nicho de mercado en lo que a turismo se refiere, por eso Estambul  la ciudad más turística de Turquía, permite que haya turistas homosexuales. Lo bueno en esos países es que es mucho más difícil reservar una habitación de hotel con una chica local que con un chico, ya que está mal visto. 

Si quieres vivir tu propia Pasión Turca Gay, no puedes dejar de visitar Estambul.

Marruecos
He aquí el Rey de todos los reyes, el país más hipócrita que cuenta con una Ley penal que castiga la homosexualidad con unos cuantos meses de cárcel. En Marruecos, las ciudades de Tánger y Marrakech son ciudades bastante frecuentadas por turistas gay, y eso la autoridad Marroquí es muy consciente de ello, pero hacen la vista gorda porque no les interesa perder una de las mayores fuentes de ingresos del Reino.

Marrakech es la ciudad que enamoró el diseñador Yves Saint Laurent (Abiertamente Gay). Lo enamoró de tal forma que la convirtió en su ciudad de residencia y hasta es enterrado allí. Es muy común ver espectáculos de transformistas en la Plaza Jamae El Fna, Gogós Drag Queen en Pasha Marrakech ó chicos prostituyéndose en los callejones de la antigua medina y subiendo con sus clientes a las habitaciones de los hoteles. 

La cuestión es que mientras los gays sean extranjeros, las autoridades hacen la vista gorda, pero como sean gays locales, acaban en la cárcel.

En definitiva, si quieres disfrutar de un buen moreno racial, te gustan machotes, y eres de los que les importa el tamaño, cualquiera de estos países te puede valer para pasar unos días de vacaciones.
Fuente: Ragap


No hay comentarios:

Publicar un comentario